Blog

No te pierdas las últimas novedades
en innovación y transformación digital.

La seguridad en los aeropuertos frente a la COVID-19 es clave para reactivar la confianza de los pasajeros

La tecnología juega un papel clave en la reactivación del sector.

El 50% de los pasajeros afirman que realizar pruebas de la COVID-19 antes del vuelo sería lo ideal para que se recuperara la confianza. 

Los mensajes que hablan de seguridad tienen un interés 300% más alto que cualquier otro tipo de mensaje

Diciembre, 2020 – Mientras se espera al 2021, con la promesa de vacunas efectivas contra la COVID-19 que ofrecen esperanza a una industria de la aviación civil muy afectada, no hay que olvidarse de cuidar la realidad de hoy y buscar reconstruir la confianza de que es seguro volar, para así reactivar el sector. Soluciones tecnológicas, como la facturación sin contacto, serán importantes para contribuir con este objetivo y aumentar la confianza de los pasajeros.

Según la encuesta realizada por Resilience First, que ha buscado averiguar qué es lo que inspiraría más confianza en los viajes aéreos, la solución tecnológica mejor valorada por el 50% de los pasajeros sería un programa completo de pruebas de la COVID-19 antes del vuelo, seguida de una experiencia sin contacto en el aeropuerto, con un 25%.

Los resultados de la encuesta se dieron a conocer coincidiendo con un panel de expertos en innovación aeroportuaria con la colaboración de Resilience First e Intel. Dirigido por el presidente de la Civil Aviation Authority, Sir Stephen Hillier, el evento contó con la participación de Jaume Portell, CEO y cofundador de Beabloo, que dejó ejemplos de cómo se está aplicando la tecnología para reactivar la confianza en el sector.

La tecnología ha utilizado rápidamente la inteligencia para optimizar los espacios y proteger a pasajeros y trabajadores en los aeropuertos. El papel de la tecnología aquí es guiar al pasajero en su experiencia por el aeropuerto con información, inteligencia y protección automática. Hemos visto que el interés de la audiencia por los mensajes que hablan de seguridad es 300% más alto que cualquier otro mensaje que podamos compartir con ellos” asegura el ejecutivo.

En este sentido, hay soluciones tecnológicas diseñadas específicamente para los espacios físicos como oficinas, tiendas, aeropuertos, supermercados y farmacias, entre otros, para cumplir con todas las medidas de prevención y mejorar la seguridad del sector. De hecho, Beabloo, la empresa de retail tech y analítica online, presentó recientemente Interaction Care, una solución tecnológica, validada por marcas de primer nivel como Microsoft e Intel, que permite proteger los espacios físicos y evitar la propagación de la COVID-19.

Utilizamos cámaras térmicas en las entradas para detectar si alguien tiene el nivel de temperatura elevado y utilizamos la misma cámara para ver si lleva una máscara. La detección térmica comprueba la temperatura de las personas en tiempo real cuando entran en un espacio físico. Esto desencadena una alerta auditiva o visual en la señalización digital cuando el sensor detecte a alguien con una temperatura superior al umbral predefinido“, explica Jaume Portell.

Interaction Care se basa en la sensorización de los espacios físicos y ofrece un sistema de protección e identificación de situaciones de riesgo. El software procesa los datos que recogen los sensores instalados – respetando la privacidad y sin almacenar información personal – y configura un sistema de alertas a tiempo real que garantiza el cumplimiento de las medidas de distanciamiento social, control de temperatura y aforo y uso de mascarilla. Este sistema no sólo protege el interior del espacio y, por ende, a los pasajeros y trabajadores, sino que incluso puede gestionar el acceso para velar por la seguridad de todos desde antes de que se acceda al espacio físico. También puede identificar el uso de mascarilla y notificar cuando dos personas mantienen una distancia física que pueda suponer un riesgo. Además de la protección y la seguridad, la tecnología de Interaction Care es útil a largo plazo ya que puede ofrecer contenido informativo de interés y datos sobre el aforo y las interacciones entre personas. 

La solución ya se encuentra operativa en aeropuertos como el Istanbul Grand Airport, que cuenta con más de 350 pantalla de cartelería digital tanto antes como después de las áreas de check-in, estas no solo informan sobre la situación del aeropuerto, sino que, mediante Interaction Care y sus funcionalidades, les transmite mensajes relacionados a la seguridad frente a la COVID-19. Y el Riyhad Airport, que además de pantallas de cartelería digital cuenta con video walls que, así como las pantallas, cuentan con las mismas funcionalidades del CMS de Beabloo.